Qué es la cervicalgia crónica y aguda, síntomas, duración y tipos

Muchos expertos creen que para cuando tengamos 65 años, casi todos (es decir, el 95 por ciento de las personas) habrán tenido al menos un episodio de cervicalgia. En este artículo se expone todo lo referente a esta patología.

¿Qué es la cervicalgia?

Cervicalgia es un término usado para describir el dolor o la incomodidad significativa en su cuello conocido de forma común como dolor cervical, especialmente en la parte posterior o lateral.

Las dolencias en el cuello son problemas muy comunes. La musculatura en esta zona puede presentar tensiones producto de una incorrecta postura, esto como por ejemplo al utilizar una computadora o inclinarse en el escritorio.

El desgaste de huesos y articulaciones (osteoartritis) también son causantes directos de cervicalgia o dolor en la región de la columna cervical.

En raras ocasiones, el dolor de cuello puede ser un síntoma de un problema más grave.

Es recomendable que se busque atención médica, si la sintomatología cervical se presenta como adormecimiento o disminución de la fuerza en sus brazos, en las manos o si tiene dolor punzante en su hombro o en su brazo.

¿Qué causa el dolor cervical o cervicalgia?

La cervicalgia puede ser bastante intensa a veces, pero generalmente se siente en la misma área de la que surge. Esto puede ocurrir debido a una hernia de disco, es decir, cuando una raíz del nervio espinal choca y envía señales, sensaciones eléctricas o similares por el camino del nervio.

Básicamente, la cervicalgia es el dolor de cuello que se presenta en la columna cervical específicamente en el área que se extiende desde la primera vértebra espinal hasta la séptima.

El dolor de cuello puede ser menor y fácilmente ignorado, o puede ser insoportable hasta el punto de que interfiere la normal movilidad cervical y las actividades diarias importantes, como el sueño.

El dolor puede durar poco tiempo, aparecer y desaparecer o volverse constante. Si bien no es común, el dolor de cuello también puede ser una señal de un problema médico oculto grave, como la meningitis o el cáncer.

Relacionado: Dolor de cuello, columna y cabeza lado izquierdo y derecho

Síntomas y tipos de Cervicalgia

La cervicalgia incluye dolor general y rigidez en la región del cuello, que puede incluir cuello, hombros, brazos, manos o cabeza.

  • Los músculos cervicales pueden estar doloridos y tensos.
  • Los pacientes a menudo informan de dolores de cabeza leves a severos.
  • La mayor parte del dolor se debe al envejecimiento de la columna vertebral.
  • A medida que la columna vertebral envejece, los discos pueden degenerar y herniarse.
  • Las articulaciones pueden volverse artríticas (comienzan a degenerarse), puede producirse un estrechamiento del canal espinal y puede desarrollar inestabilidad.
Cervicalgia aguda síntomas y duración
¿Qué es la cervicalgia?

Hay tres tipos o clasificaciones para la cervicalgia o dolor de cuello cervical:

  1. Dolor axial en el cuello

El dolor axial se da en el músculo-esquelético (músculo unido al esqueleto) y puede dar un dolor puro en el cuello o en los tejidos suaves. El latigazo o la tensión muscular es un ejemplo de este dolor.

  1. Radiculopatía

La radiculopatía cervical se refiere al dolor de cuello y brazo debido a una compresión de la raíz nerviosa. Los síntomas incluyen dolor en el brazo, entumecimiento o debilidad.

  1. Mielopatía

La mielopatía se refiere a la presión sobre la médula espinal, también se refiere a la compresión de la médula espinal. Los síntomas incluyen: dolor de cuello con debilidad en los brazos y / o piernas, entumecimiento o problemas para caminar.

Cervicalgia aguda síntomas y duración

Este es un dolor severo en el cuello con dolor punzante que se extiende a los hombros y brazos. El dolor agudo ocurre repentinamente por una lesión o estrés.

La mayoría de las veces, el dolor de cuello se resolverá en 7-10 días con reposo, hielo y analgésicos de venta libre.

Si tienes dolor cervical agudo, sus síntomas pueden incluir:

  • Dolor de cuello constante,
  • Dolor agudo en el cuello causado por el movimiento, especialmente girando,
  • Tensión,
  • Rigidez en los músculos de la parte superior de la espalda y / o cuello,
  • Dolores de cabeza
  • Sensibilidad en los músculos del cuello

Los pacientes que manifiestan los siguientes síntomas, se le aconseja buscar atención de inmediato: el déficit neurológico progresivo, como agotamiento en los brazos o carencia de sensibilidad y la falta de control en los brazos o piernas, puede indicar daño a los nervios.

También el dolor persistente o en aumento acompañado de carencia de apetito, disminución de peso no planificado, mareos y vómitos con fiebre y espasmos puede ser una indicación de tumor espinal o infección.

Tratamientos para la Cervicalgia aguda

El tratamiento dependerá de lo que esté causando su dolor.

Se le puede recetar o recomendar medicamentos para el dolor. Es posible que necesite medicamentos para tratar el dolor nervioso o para detener los espasmos musculares. También se pueden administrar medicamentos para reducir la inflamación.

Relacionado: Qué tomar para el dolor en la columna cervical?

La tracción cervical se utiliza para aliviar la presión de los nervios. Su cabeza se levanta suavemente y se aleja de su cuello. Esto estira los músculos y los tendones y deja más sitio para los huesos del cuello.

Cervicalgia crónica síntomas neurológicos

La cervicalgia crónica o el dolor crónico de cuello es el dolor prolongado presente durante un largo período de tiempo. Se acompaña de un dolor que se irradia hacia los brazos y en las manos y los dedos.

Esta patología se presenta debido a compresiones inadecuadas de las estructuras cervicales, los signos y síntomas de cervicalgia crónica pueden ser:

  • Rigidez y ardor
  • Dolores punzantes continuos,
  • Presión intensa
  • Hormigueo.

Los músculos pueden sentirse adoloridos o tensos en el cuello, la cara o los hombros. Los músculos cervicales posteriores pueden padecer de espasmos cuando entran en un estado de contracción extrema (por ejemplo, luego de un accidente de auto).

El movimiento puede estar restringido, tal vez no puedas girar la cabeza. Si los nervios están involucrados, pueden aparecer dolor, hormigueo, entumecimiento o debilidad en sus hombros, brazos o manos.

Episodios continuos de este tipo, señalan la necesidad de atención médica inmediata.

Si la compresión del nervio es grave, los síntomas también pueden incluir pérdida del control de la vejiga o de control intestinal. La pérdida de fuerza y problemas de coordinación son otros síntomas.

En ocasiones dolores intensos de cuello y cabeza acompañados de náuseas y episodios de fiebre pueden ser indicativos de algún tipo de infección interno o hemorragia en la zona del cerebro.

Si por ejemplo no puedes tocar tú pecho con la barbilla, ya que la rigidez en el cuello no te lo permite, ve con urgencia a un médico para que diagnostique tu problema.

El origen más probable que se diagnóstica en estas patologías es la hernia discal o estenosis foraminal como causante de cervicalgia crónica, esto ya que la hernia afecta una región nerviosa en la zona del cuello.

El tratamiento para la hernia de disco cervical depende de la duración del dolor, la intensidad del dolor y la medida en que se ven afectados el nervio cervical y / o la médula espinal.

Comúnmente, los síntomas son pasajeros y pueden tratarse con éxito con un cuidado por medio de: fármacos, terapia física, manipulaciones, etc. Pero, Si el dolor persiste más allá de 6 a 12 semanas a pesar de los tratamientos conservadores, se recomienda la cirugía.

Tratamiento de Cervicalgia Crónica

Si la terapia conservadora (como la quiropráctica, la acupuntura, los antiinflamatorios, los analgésicos, los esteroides, los esteroides, las inyecciones) no logra controlar o resolver los síntomas del dolor, o si tiene una afección que solo puede tratarse con intervención quirúrgica, su cirujano de columna puede optar por usar técnicas quirúrgicas para tratar mejor su condición espinal.

A continuación se enumeran algunos de los procedimientos quirúrgicos comunes:

  • Cirugía de reemplazo de disco artificial
  • Discectomia cervical anterior (cirugía para discos dañados)
  • Fusión cervical anterior (Liberación de presión en la columna)
  • Descompresión de Chiari (liberación de la médula espinal)
  • Corpectomía (descompresión de los espacios discales)
  • Foraminotomía (ensanchamiento de los conductos de los nervios)
  • Laminectomia (extirpación de protuberancias vertebrales)
  • Fusión cervical posterior
  • Osteotomía espinal posterior (corte del hueso espinal)

También puedes leer: Remedios y ejercicios para los mareos por dolor cervical

Compártelo en tus Redes Sociales favoritas!
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Don`t copy text!