Tratamiento de fisioterapia y quiropráctica para la ciática

Tratamiento de fisioterapia y quiropráctica para la ciática
5 (100%) 1 vote[s]

Para iniciar un tratamiento de fisioterapia y quiropráctica destinado a sanar las dolencias por nervio ciático, es importante conocer que hace que aparezca tan terrible mal, solo de esa manera se puede dar una verdadera respuesta encaminada a disminuir y erradicar los dolores y molestias ocasionadas por la irritación o inflamación del nervio ciático.

Es posible que selecciones al azar un tratamiento y que este resulte efectivo, sin embargo, al no conocer la raíz del problema corres el riesgo de tener una recaída al experimentar nuevamente las situaciones o circunstancias que te hicieron padecer la dolencia.

IMPORTANTE: Si ya no soportas el dolor de ciática, debes conocer la cura efectiva, en esta PÁGINA

 

A propósito de ello, resulta oportuno mencionar las principales causas de la ciática:

  • La presencia de hernias discales o el abombamiento de la parte blanda del disco, provoca la irritación de la raíz nerviosa más cercana y de esta manera da inicio a los dolores o pinzamientos característicos de la ciática.
  • La estenosis vertebral lumbar o el estrechamiento del canal vertebral es otra de las potenciales causas del padecimiento por ciática, se produce por envejecimiento por lo que es común en personas mayores de sesenta (60) años.
  • La degeneración discal o técnicamente conocida como discartrosis provoca la irritación de una o varias raíces nerviosas y de esta manera da lugar a la aparición de la ciática.
  • Padecer de una espondilolistesis ístmica o fractura por sobrecarga que incide en el desplazamiento inadecuado de una vértebra sobre otra genera fuertes dolores por ciática.
  • La irritación de la articulación ubicada en el área inferior de la columna vertebral, también origina la irritación del nervio denominado L5 y este a su vez afecta el nervio ciático inflamando hasta dar lugar a los malestares por ciática.
  • La inflamación del musculo piriforme, ubicado justo encima del nervio ciático, puede irritar una de las raíces nerviosas que conforman el nervio ciático y provocar el dolor.

¿Cuándo buscar ayuda para comenzar el tratamiento?

Si comienzas a sentir dolores cuya intensidad aumente progresivamente y pase de leves molestias a fuertes dolores debes acudir a un especialista para que con su experiencia y conocimiento te indique que hacer.

La ciática se manifiesta de la siguiente manera:

  • Dolor punzante en el glúteo, el cual aumenta a medida que la persona pase mucho tiempo sentado.
  • Entumecimiento u hormigueo en la pierna.
  • Fuerte sensación de ardor.
  • Debilidad en los miembros inferiores
  • Dificultad para caminar hasta el punto de lograr la inactividad del paciente.

Los síntomas antes mencionados pueden acentuarse luego de:

  • Estornudar
  • Toser
  • Sentarse por largo tiempo
  • Caminar y
  • Girar repentinamente hacia atrás.

Una vez conocida la información básica y fundamental relacionada con la ciática, puedes emprender la práctica de los tratamientos disponibles para la recuperación  de quienes lamentablemente sufren la patología.

Existen dos importantes alternativas de solución, entre las cuales destacan:

  1. Fisioterapia:

La finalidad de esta herramienta es fortalecer los músculos de la espalda y abdomen, a través de la práctica de una variada gama de ejercicios dirigidos por un personal preparado y autorizado para tal fin.

 

  1. Quiropráctica:

Terapia orientada a la sanación del cuerpo haciendo uso de recursos propios, es decir, para los especialistas en quiropráctica el cuerpo posee en su interior las capacidades que requiere para curarse por medio de su poderoso potencial.

Esta importante técnica se encarga de la recuperación  de la articulación sacro ilíaca y el logro del equilibrio de la pelvis.

Tratamiento de fisioterapia y quiropráctica para la ciática
Ejercicios quiroprácticos y de fisioterapia para la ciática en la pierna

Ejercicios quiroprácticos y de fisioterapia para el dolor del nervio ciático en la pierna

Comenzaremos el recorrido a través de los tratamientos para la ciática con las alternativas que plantea la quiropráctica, presta mucha atención:

El especialista en quiropráctica iniciara su evaluación realizando una serie de preguntas, como por ejemplo,  los síntomas que presentas y las actividades que estuviste realizando, luego solicitara la práctica de estudios como rayos X y/o resonancia magnética, esto le permitirá tener un diagnostico más acertado de la patología.

Una vez tenga a la mano toda la información, iniciara el tratamiento adecuado, con el que se busca realizar importantes ajustes en la columna con el propósito de disminuir la presión sobre el nervio ciático y por supuesto la aparición del dolor.

A continuación la rutina de tratamiento indicada por el especialista quiropráctico:

  1. Es importante comenzar desinflamando el nervio afectado, esto se logra con el uso de compresas de hielo combinadas con calor sobre la zona donde se localiza el malestar, luego de usar dichas compresas el alivio del dolor es inigualable.
  2. El tratamiento continúa con la manipulación o ajustes de la columna, con las cuales se persigue realinear aquellas áreas o zonas de la columna que irritan los nervios allí contenidos y originan síntomas como espasmos, entumecimiento, ardor, entre otros.
  3. La estimulación eléctrica de los nervios no debe faltar, esta fase de tratamiento consiste en impartir una corriente eléctrica que no genera dolor a los nervios dañados, luego de aplicarlos el paciente se encuentra capacitado para liberar endorfinas o mejor conocido como el calmante natural que aguarda el organismo.

La estimulación eléctrica también permite disminuir la rigidez y los espasmos musculares.

  1. Para finalizar se utiliza el ultrasonido, con la finalidad de proporcionar al cuerpo una sensación de calor en los tejidos musculares por medio de importantes ondas sonoras, una vez recibidas disminuye el dolor, baja la inflamación, desaparecen los espasmos y las contracturas musculares además que la circulación sanguínea aumenta.

Es el turno de la fisioterapia y su tratamiento, ¡continua leyendo, realmente vale la pena hacerlo!

La finalidad de la fisioterapia es realizar un conjunto completo de ejercicios de fortalecimiento, estiramiento y reestructuración aeróbica del cuerpo para lograr una recuperación rápida y efectiva luego de padecer de ciática.

Los ejercicios de fortalecimiento son aplicados para dar o mejorar la fuerza de músculos, tendones y ligamentos que sirven de apoyo a la columna.

Estos ejercicios van dirigidos a zonas del cuerpo como son:

  • La parte baja de la espalda
  • El abdomen
  • Los glúteos
  • La cadera

Entre los mejores ejercicios destaca:

Levantamiento de piernas

Acostado (a) en el suelo,  boca abajo, sobre una superficie suave  y cómoda, levanta poco a poco la pierna izquierda junto a la mano derecha, luego cambia el ejercicio levantando la pierna derecha en combinación con la mano izquierda, este fácil ejercicio te ayudara a dar fuerza a los músculos de la parte baja de la espalda.

Puedes realizar un mínimo de veinte (20) repeticiones.

Ejercicios de estiramiento

Los ejercicios de estiramiento son indicados para  aliviar el dolor del nervio ciático ocasionado por la rigidez o contracción muscular que dio lugar a dicha patología.

Postura de la paloma sentada

Un maravilloso y útil ejercicio de estiramiento es la denominada postura de la paloma sentada, se realiza de la siguiente manera:

Sentado sobre una alfombra, coloca las piernas totalmente rectas frente a ti, luego flexiona la pierna izquierda y coloca el tobillo sobre la rodilla contraria, estando en esa posición, flexiona el cuerpo hacia adelante e intenta llegar tu pecho hasta el muslo.

Practica este ejercicio con la pierna contraria, procura que cada repetición sea de aproximadamente treinta (30) segundos.

Actividades físicas adicionales

Por último se recomienda la práctica de actividades como nadar, caminar o a realizar ejercicios aeróbicos en el agua, con esta actividad complementaria se propicia un excelente intercambio de nutrientes y líquidos ideales para lograr una efectiva sanación.

Debes tener presente que la inactividad total es el principal enemigo de la recuperación, mantener o llevar el nervio afectado a un nivel de actividad sano, le permitirá obtener mejoras que se verán reflejadas a través  de una mejor condición física y de salud del paciente.

Compártelo en tus Redes Sociales favoritas!
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Don`t copy text!